Menú Principal Inscripción de nuevos miembros Estudios GICOR
Información sobre GICOR Simposios y Congresos Enlaces de Interés
Acceso a zona restringida a socios Publicaciones GICOR Contactar con GICOR
   
     
 
Noticia
Sociedades cientficas alcanzan un consenso para el diagnstico y tratamiento de las mujeres embarazadas con cncer 15 de diciembre del 2020
 

La Sociedad Espaola de Oncologa Mdica (SEOM), con la participacin de la Asociacin Espaola de Cirujanos (AEC), la Sociedad Espaola de Ginecologa y Obstetricia (SEGO), la Sociedad Espaola de Medicina Nuclear e Imagen Molecular (SEMNIM), la Sociedad Espaola de Radioterapia Oncolgica (SEOR) y la Sociedad Espaola de Radiologa Mdica (SERAM), han alcanzado un consenso para el diagnstico y tratamiento de las mujeres embarazadas con cncer.

Este consenso, se ha visto plasmado en la publicacin de un artculo cuyo primer autor es el director del Centro Integral Oncolgico Clara Campal, HM CIOCC Madrid, Antonio Cubillo, y que ha sido publicado en la revista Clinical And Translational Oncology. Adems, ha contado con la participacin del Grupo Espaol de Investigacin en Cncer de Mama (GEICAM).

El documento proporciona una gua de actuacin y realiza recomendaciones concretas en funcin de los ltimos avances diagnstico- teraputicos. As, se detalla, para cada uno de los tumores ms habituales en mujeres embarazadas, el proceso diagnstico y los posibles tratamientos oncolgicos ya sean farmacolgicos, quirrgicos o radioterpicos.

Entre los procesos oncolgicos que afectan a las madres gestantes, el cncer de mama ocupa el primer lugar por frecuencia y representa un tercio de todos los casos incidentes, seguido del cncer de tiroides, de cuello uterino, los linfomas y el melanoma.

El cncer durante el embarazo es un desafo para la colaboracin multidisciplinar debido a las implicaciones diagnsticas, pronsticas y teraputicas que son distintas en cada caso. Son necesarios los medios ms modernos, una delicada gestin de la informacin, una altsima especializacin y una ptima coordinacin para llevar con xito un embarazo a trmino, a la vez que realizamos el diagnstico y tratamiento del cncer, ha dicho el doctor Cubillo.

El artculo, que desarrolla el ya denominado Consenso Nacional en Cncer y Embarazo, recoge el acuerdo de las sociedades cientficas que agrupan a los especialistas implicados en el diagnstico y tratamiento de estas pacientes, con el objetivo de la armonizar y optimizar la atencin sanitaria de la mujer embarazadas con cncer.

Del mismo modo, el documento realiza un recorrido que va desde el diagnstico y las tcnicas utilizadas para el mismo en funcin de cada tipo de cncer, la edad gestacional, el tratamiento y seguimiento del proceso oncolgico y los periodos ms adecuados para cada actuacin, siempre bajo la premisa de la conservacin de la salud de la madre y su hijo en crecimiento.

En trminos generales el cncer no afecta al feto, salvo en casos tremendamente excepcionales de melanoma metastsico con gran carga de enfermedad a distancia. En general, con un equipo multidisciplinar bien preparado, individualizando cada caso, y una oncologa de alto nivel, es posible tratar el cncer durante el embarazo sin secuelas para el beb. Se han publicado mltiples estudios de mujeres diagnosticadas y tratadas de su cncer durante el embarazo cuyos hijos nacieron posteriormente sin secuelas, ha dicho Cubillo.

El diagnstico es uno de los momentos clave en este proceso y existen dos factores de vital importancia a tener en cuenta. Cuando se detecta cncer en una mujer embarazada, se debe considerar la edad gestacional, as como las caractersticas del tumor. Se recomienda encarecidamente que un equipo multidisciplinar como apoyo al mdico tratante evale la situacin y oriente a la paciente y su familia durante el proceso de informacin, diagnstico y tratamiento, han destacado los expertos en el documento.

Asimismo, prosigue, el feto debe ser monitorizado y manejado por obstetras especializados que formen parte de un comit multidisciplinario de cncer. En general, la mayora de procedimientos diagnsticos se pueden realizar en gestantes sin poner en peligro al feto, como la ecografa, la mamografa con radioproteccin y la resonancia magntica sin contraste a partir de la semana 12 de gestacin.

En cuanto a las diversas tcnicas de medicina nuclear, como la biopsia de ganglio centinela, se establecen recomendaciones concretas sobre su realizacin o no en funcin del tipo de cncer y la edad gestacional. En general, se establece que la gammagrafa sea y la tomografa por emisin de positrones (PET) estn contraindicadas durante el embarazo.

Tambin se hace una evaluacin precisa de las mltiples tcnicas de diagnstico por imagen segn la edad gestacional, dando recomendaciones tiles para cada una de las tcnicas de tomografa axial computerizada (TAC), resonancia magntica (RM), ecografa y otras.

RADIOTERAPIA Y QUIMIOTERAPIA

El documento tambin resume las recomendaciones actuales para la administracin de radioterapia en el embarazo. Aunque, en general, se recomienda retrasar, si es posible, la radioterapia hasta despus del parto, esta puede usarse si la localizacin del tumor es extraplvica y la dosis planificada se considera de muy bajo riesgo para el feto.

En general, determinados tipos de quimioterapia se puede administrar a partir de la semana 14 de gestacin (segundo trimestre de embarazo) sin riesgo ni para el feto ni para la madre, con las precauciones de tratamiento de soporte adecuadas.

En pacientes con cncer de mama, el tratamiento con doxorrubicina debe ser la primera opcin y paclitaxel la segunda. Sin embargo, en el primer trimestre de embarazo, los tratamientos sistmicos en general; como quimioterapia, hormonoterapia, terapias dirigidas e inmunoterapia estn contraindicados porque conllevan riesgo de malformaciones y aborto, y no existen datos de seguridad disponibles durante este perodo.

La organognesis ocurre desde la segunda semana de gestacin hasta la octava semana; por lo tanto, la quimioterapia podra administrarse desde la semana 13 a la 33. Adems, se recomienda que los regmenes de quimioterapia se administren hasta tres semanas antes de la fecha esperada de parto, para evitar que coincida la posible neutropenia o trombopenia derivada del tratamiento con el momento del parto. En general, en los ltimos dos trimestres del embarazo, la quimioterapia no conlleva un riesgo significativo de malformaciones para el feto, informan los expertos.

Las intervenciones quirrgicas durante el embarazo es otro de los aspectos que aborda este artculo cientfico que consensua que los procedimientos anestsicos estandarizados para las mismas se consideran seguros durante el embarazo.

En el documento se seala que segn la localizacin del tumor y la edad gestacional existen indicaciones y procedimientos quirrgicos adecuados durante el embarazo. A su vez, es importante ajustar los tiempos de anestesia as como llevar a cabo un control exhaustivo del dolor postoperatorio, para que no se produzcan contracciones que podran precipitar el parto, aaden los expertos.

El artculo cientfico tambin expone que la ciruga abdominal se considera ms segura en el segundo trimestre, en el que el riesgo de aborto es bajo y el tamao del tero permite procedimientos quirrgicos.Tambin hace recomendaciones sobre el abordaje tcnico, como en el caso de la laparoscopia y el manejo del posoperatorio inmediato.

Finalmente, y de forma ms concreta y respecto al abordaje quirrgico en el cncer de mama, el diagnstico tumoral ms frecuente durante el embarazo, el artculo de consenso seala que en el pasado, se pens errneamente que la induccin de un aborto podra mejorar el pronstico de la paciente, pero esta suposicin ya no est respaldada por la evidencia cientfica actual.

 

 

 
     
 
· AVISO LEGAL · © GICOR - Grupo de Investigación Clínica en Oncología Radioterápica · C/CHILE, 10 - C.P.- 28290 LAS ROZAS, MADRID - ESPAÑA. · email: gicor@serini3.es